La tradición.

Mi amigo Enzo, arquitecto, carpintero y gran degustador de sabores siempre me recomendó que al cocinar un plato yo debía tratar de mantener su mismo sabor siempre.

Seguidores

sábado, 6 de marzo de 2010

Calabacín Guisado

Excelente para comer con arroz o para servir con pasta,
linguines o vermiccellis, acompañada la pasta por generosa
ración de queso parmesano.

Ingredientes:

1 calabacín de 250 gr.
2 dientes de ajo
1 cebolla de 150 gr.
250 gr. de tomate perita bien maduro.
1 hoja de albahaca.
1 cucharadita de papelón rallado (o de azúcar).
1 trozo de pimentón rojo entero.
1 ají dulce entero sin semillas.
2 cucharadas de aceite de oliva.
½ cucharada de vinagre balsámico
Sal y pimienta.

Preparación:

Se lava el calabacín y con el filo de un cuchillo se raspa la piel más externa, como para limpiarlo. Se pica en ruedas de un cm. de grueso, se sala ligeramente y se deja escurrir sobre un colador. Los ajos se pican muy finamente en lonjitas y luego en pedacitos. La cebolla se pica en cuadritos muy finos.

Se calienta una cucharada de aceite de oliva en la sartén, se sofríe a fuego bajo muy rápidamente el ajo y se impregna la sartén en todo su alrededor con este aceite aromatizado, enseguida se agrega la cebolla y se sofríe por 2 minutos.

Se colocan las ruedas de calabacín en el fondo de la sartén y se les riega por encima ralladura de papelón. Se dejan cocinar por un minuto, se voltean, se les agrega por encima otro poquito de ralladura de papelón, se dejan cocinar por otro minuto. Se voltean de nuevo, se cocinan por 2 minutos más y se repite la operación. En este proceso el ajo, la cebolla y el calabacín se sellan y caramelizan lográndose que éste quede crocante al final de la cocción.

Es entonces cuando se le agrega el tomate perita rallado y sin semillas, se sube el fuego, se le da un hervor, se agrega un punto de dulce y el vinagre, se colocan el trozo de pimentón y el ají dulce, la sal, la pimienta, se revuelve, se le pone la hojita de albahaca en el centro con un chorrito de aceite de oliva, se cocinan por unos cinco minutos hasta que se reduzcan los jugos del tomate y la salsa espese.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada